All posts by Louis Pechman

El Restaurante Maroni Pagará $110k Por Demanda de Pago de Horas Extras

Maroni demanda pago horas extras

Un restaurante famoso de Long Island, Maroni Cuisine, ha acordado pagar $110,000 por un caso que alega que el restaurante no pagó el pago por horas extras (“overtime”) a sus cocineros en violación de La Ley de Normas Justas de Trabajo (en inglés, “FLSA”) y La Ley Laboral de Nueva York (en ingles, “NYLL).  Maroni, conocido por sus deliciosas albóndigas, fue elegido como el segundo mejor restaurante de Long Island por la revista Zagat, y fue presentado en el show “Throwdown with Bobby Flay.”

El cocinero que puso la demanda, alegó que fue obligado a trabajar aproximadamente 52 horas a la semana,incorrectamente calsificado como un empleado  ‘exento’ y pagado un salario fijo semanal en violación de leyes estales y federales. La FLSA y la NYLL dictan que solo los empleados que clasifican dentro de un puesto administrativos, ejecutivos, o profesionales exentos, califican como empleados exentos de las leyes de pago por sobretiempo. Todos los empleados que no caen dentro de estas clasificaciones, tienen que recibir pago de horas extras por las horas que trabajan que sobrepasen 40 horas a la semana.

Vivianna Morales, de Pechman Law Group, fue la abogada principal representando a los empleados de Maroni en el caso.

Sonic Drive–In Consigue Ayuda del Departamento de Labor para Parar el Robo de Sueldo

Robo de Sueldo sonic demanda

El Departamento de Labor de Los Estados Unidos y Sonic Drive-in, la cadena más grande de restaurantes drive-in en la nación, han firmado un acuerdo voluntario para ayudar a más de 3,000 locales de drive-in de Sonic, a cumplir con las leyes laborales federales. Sonic es uno de muchos restaurantes que han sido demandados por robo de sueldo. Empleados del restaurante reclaman que Sonic descontaban horas que actualmente trabajaron, que no fueron compensados correctamente por las horas trabajadas más de cuarenta (“horas extras“) en una semana y que fueron obligados a trabajar cuando no estaban ponchados.

El Departamento de Labor anuncio, “animamos a otros franquiciadores a que sigan el ejempló de Sonic, y tomen pasos similares para el beneficio de los dueños y empleados de sus cadenas a promedio de cumplir con la ley… Seguir la ley, tiene más sentido que ver se obligado a devolver sueldos, o pagar danos y penalidades, por haber violado la Ley de Normas Justas de Trabajo.”

El Departamento de Labor proveerá un modelo fácil de usar, diseñado para asistir a las cadenas en la industria de restaurantes a cumplir con la ley. El paquete incluirá entrenamiento por video e internet, artículos educacionales, y materiales ejemplares para uso durante sesiones de entrenamiento en las reuniones de personal. El Departamento de Labor también ofrecerá representantes que entrenaran y les ofrezcan asistencia con el cumplimiento de las leyes laborales a la cadena de Sonic.

La Ley de Normas Justas de Trabajo (en ingles, “FLSA”) requiere que los empleadores de restaurantes de comida rápida ofrezcan por lo menos el sueldo mínimo federal de $7.25 por hora (note que el estado de Nueva York tiene un sueldo mínimo mayor que el federal), además de tiempo y medio por cada hora que trabajen después de 40 horas por semana. Varios restaurantes de cadena y restaurante de comida rápida, han sido demandados por haber violado los derechos de empleados recientemente, a causa de no haberles pagado trabajo extra y haberlos forzado a trabajar fuera del reloj.

La sandwicheria SUBWAY resuelva caso de pago de horas extras

subway pago de horas extras

La sandwicheria SUBWAY situado en Times Square ha pagado $42,500 a un preparador de sandwiches para resolver una demanda alegando que SUBWAY no pagó el sueldo por horas extras, en violación de la Ley de Normas Justas de Trabajo (en ingles, “FLSA”) y la Ley Laboral de Nueva York. La demanda fue presentada contra la franquicia individual y la corporación SUBWAY.

El preparador de sandwiches alega que él trabajaba hasta 60 horas por semana haciendo sándwiches y preparando ingredientes y no fue pagado el pago de horas extras. La demanda también alega que un gerente de la franquicia regularmente quitaba propinas de un tarro de propinas para los preparadores de sandwiches. Leyes federales y del estado de Nueva York establece que un empleador debe pagar el pago de horas extras a sus empleados que no son exentos, y que los empleadores no pueden tomar una parte de las propinas que los clientes dejan para los empleados de servicio. El demandante también afirmó que SUBWAY no le daba documentación de su nomina de pago, ni declaraciones de salario, lo cuales son requeridos por ley.

No es la primera vez que SUBWAY ha sido demandado por falta depago de salarios. De hecho, a partir de 2014, SUBWAY violo las leyes de pago de salarios más que cualquier otro restaurante de comida rápida. De hecho, en julio de 2016, SUBWAY entró en un acuerdo voluntario con el Departamento de Trabajo, Division de Salarios y Horas para promover y lograr el cumplimiento de las leyes laborales.

Vivianna Morales, abogada de Pechman Law Group, fue la abogada que representó al trabajador de SUBWAY.

 

Buca di Beppo demandado por robo de salario

Buca di Beppo robo de salario

Una demanda por robo de salario alega que el restaurante Buca di Beppo en Times Square no les pagó el salario mínimo ni pago de horas extras a sus trabajadores, en violación de la Ley de Normas Justas de Trabajo (en ingles, “FLSA”) y la Ley Laboral de Nueva York. Según un ex mesero, Buca di Beppo tenía una norma donde les exigía a sus meseros, bussers y cantineros que marcaran la hora de salida antes de terminar de trabajar y se rehusó a pagarles una hora extra al salario mínimo (o el pago de “periodo de horas”) cuando el día laboral duraba mas de10 horas.

Según el trabajador, Buca di Beppo le requería registrar su tiempo trabajado en las computadoras del restaurante, pero no le permitía apuntar las horas precisas. Él alega que cuando trabajaba un turno doble, Buca di Beppo le requería apuntar que había tomado un descanso de 30 minutos entre turnos, aunque en realidad él continuaba trabajando en el restaurante durante ese tiempo. El trabajador también alega que cuando trabajaba turnos dobles, su jornada de trabajo excedía mas de 10 horas, sin embargo, nunca recibió el pago de “periodo de horas.”

La demanda alega que el trabajador regularmente trabajaba más de 40 horas por semana, pero cada vez trabajaba más de 28 horas a la semana, el restaurante cambiaba el tiempo grabado, disminuyendo las horas que aparecían en los registros. La demanda también reclama que Buca di Beppo requería que el mesero llegara al trabajo dos horas antes del inicio de su turno y no le permitía registrar la verdadera hora de entrada, lo cual resultaba en que no le pagaran por esas horas de trabajo.

Subgerente de IHOP recibirá $40,000 por reclamos de pago por horas extras

IHOP subgerente demanda horas extras

Una franquicia del restaurante IHOP en Staten Island, Nueva York tendrá que pagar $40,000 a un ex-subgerente para resolver una demanda por horas de sobretiempo que no fueron pagadas.  El demandante dijo que IHOP no le pagó por horas más de cuarenta trabajadas por semana laboral.  Esta demanda es parecida a otras demandas recientes donde trabajadores alegan que intencionalmente fueron clasificados como exentos, y esa clasificación les excluyó del grupo de trabajadores con derecho al pago de horas extras a la tasa de tiempo y medio su pago regular por las horas trabajadas más de cuarenta.

Pocos empleados de restaurantes son “exentos” de la obligación de pago de horas extras de acuerdo con la Ley Federal de Normas Laborales Justas (en ingles, “Fair Labor Standards Act” o “FLSA”) y la Ley Labor de Nueva York (en ingles, “New York Labor Law” o “NYLL”). Para calificar como un empleado “exento” bajo estas leyes, el empleado tiene que hacer trabajos administrativos, ejecutivos, o profesionales. Por ejemplo, si un restaurante está pagando a un cocinero, busboy, lavaplatos, “delivery boy” o cualquier otro empleado que no sea parte del equipo gerencial un salario fijo por una semana laboral que excede más de 40 horas, no esta pagando las horas extras.

El subgerente que comenzó la demanda fue representado por Gianfranco Cuadra, un abogado de Pechman Law Group. Felicitaciones a Franco por un litigio exitoso y la negociación de un acuerdo excelente.

Ex sous chef demanda por el pago de horas extras

sous chef kitchen

Un ex sous chef en Kona Grill en Florida alega que el restaurant le clasificó como extento para evitar pagarle pago de tiempo extra, lo cual viola la Ley de Normas Justas y Razonables (en ingles, FLSA). El sous chef alega que Kona Grill, que tiene 45 restaurantes en 23 estados y Puerto Rico, intencionalmente clasificó a los sous chefs, subgerentes generals, y subgerentes como exentos, y esa clasificacion les excluyó del grupo de trabajadores con derecho al pago de horas extras de tiempo y medio su pago regular por todas las horas mas de cuarenta en una semana.

Abogados del sous chef dicen que el sous chef trabajaba entre 55 y 60 horas por semana y algunas semanas trabajaba más de 60 horas. El sous chef afirma que Kona Grill le pagó un salario fijo cada semana sin tomar en cuenta el número de horas que trabajaba realmente, lo cual fue hecho a propósito para evitar pagarle el pago de horas extras. La FLSA provee que los empleados tienen el derecho al pago de tiempo y medio por cada hora que trabajan más de 40 a la semana. Empleados que trabajan en una capacidad ejecutiva están exentos del pago de horas extras bajo regulaciones del Departamento de Labor. Una persona es un empleado en capacidad ejecutiva si:

  • recibe compensacion en forma de salario de no menos de $455 por semana (en la ciudad de Nueva York, $825 por semana);
  • tiene un deber primario de dirección de la empresa en la cual el empleado está empleado;
  • dirige habitualmente y regularmente el trabajo o dos o más empleados; y
  • tiene la autoridad para contratar, despedir o promover a otros empleados.

 

Según abogados del sous chef, los trabajadores del restaurante que fueron clasificados incorectamente tenían deberes de trabajo basicos como cocinar, limpiar, preparar los alimentos y almacenamiento de alimentos u otros trabajos manuales. También afirman que los trabajadores no supervisaban a otros trabajadores y nunca tuvieron autoridad para contratar o despedir a otros empleados. Otros restaurantes que presuntamente han robado a sus chefs del pago de horas extras por clasificarles incorectamente como un gerente has sido P.F. Chang, Serafina y 9021Pho restaurantes en California.

Panaderos no son exentos del pago de overtime según un juez en Brooklyn

Gulluoglu Baklava y Cafe horas extras

Los intentos de una panadería turca de excluir a sus panaderos de las protecciones de la Ley de Normas Laborales Justas (“FLSA,” en ingles) fueron rechazados por el Juez Magistrado Ramón Reyes. Los trabajadores en la demanda, representados por Pechman Law Group, hacían y servían comidas turcas en Gulluoglu Baklava y Cafe en Brighton Beach y Astoria en Nueva York. Los demandantes horneaban pan, servían café y realizaban otras tareas no especializadas, y la mayor parte de su trabajo era poner toques finales a baklava recalentado y pasteles importados del extranjero. Gulluoglu pagó a los panaderos un salario fijo semanal, lo cual los trabajadores afirman que no compensó correctamente las horas trabajadas más de cuarenta (“horas extras“) en una semana. Los panaderos demandaron para recuperar el pago de horas extras no pagadas y también el pago “periodo de horas” según lo requerido por la Ley de Trabajo de Nueva York.

Gulluoglu peticionó por la despedida del caso argumentando que los panaderos eran profesionales creativos y por lo tanto exentos de las provisiones de tiempo extra de la FLSA. En su informe, el juez Reyes encontró que al recalentar baklava y helar los pasteles pre-hechos, los panaderos no utilizaron la creativa o la original previstas por la exención.

La recomendación del juez Reyes de no aplicar la exención y permitir que los panaderos presenten sus reclamaciones salariales será revisada por la Juez del Tribunal de Distrito de los Estados Unidos, Dora L. Irizarry.

 

Trabajadores acusan a un diner de Connecticut por robo de salarios

mesero Connecticut

Hamden Town House Restaurant en Hamden, Connecticut ha sido demandado por violaciones de pago de salario por sus trabajadores, los cuales trabajaban en el restaurante como lavaplatos, camareros, preparadores de comida y cocineros. Los abogados de los trabajadores afirman que el diner requería que los trabajadores trabajaran entre 53 y 72 horas cada semana y les pagaba un salario fijo por semana, lo cual resultaba en que a los empleados recibían tan poco como $3.14 por hora, lo cual es menos que el salario mínimo por ley. Además afirman que el diner nunca les pagó correctamente por las horas trabajadas por encima de 40 horas por semana. Los trabajadores también afirman que no se les dio tiempo de descanso a pesar de que consistentemente trabajar turnos de 11 o 12 horas, y que tenían que trabajar hasta ocho horas seguidas sin poder descansar para comer un almuerzo.

Según la demanda, el diner de Connecticut les pagó a sus trabajadores en efectivo, sin ningún recibo, y tampoco utilizaba un sistema para marcar el tiempo de trabajo. Los trabajadores afirman que se les obligaba a firmar un cuaderno cada semana que incorrectamente mostraba las horas que ellos supuestamente trabajaban y lo que supuestamente se les pagaba. Los dueños del restaurant o reducían el número de horas que los trabajadores en realidad trabajaban, o ponían un salario más alto de lo que ellos en verdad ganaban. Si los empleados se negaban a firmar el cuaderno, no se les pagaba nada. Además, según un trabajador, los propietarios periódicamente les descontaban aproximadamente veinte dólares de su pago sin explicación.

Hoy en día, el salario mínimo por ley de Connecticut es $9.60 por hora. El salario mínimo para los empleados que reciben propinas es $6.38 por hora (o $8.23 por hora para camareros). El Departamento de Trabajo de Connecticut también requiere que los empleadores les paguen a los empleados sobretiempo a una tasa de por lo menos tiempo y medio de su tasa regular de pago después de 40 horas de trabajo en una semana laboral. Además, los empleadores deben mantener registros precisos de los suelos pagados a todos los empleados. Para que un restaurante pueda tomar un crédito de propina, en Connecticut se requiere que los trabajadores que reciben propinas firmen declaraciones cada semana confirmando que están al tanto de las regulaciones de salario mínimo en Connecticut y que esa semana recibieron suficientes propinas para satisfacer el salario mínimo estatal.

Pechman Law Group recientemente resolvió un caso de robo de salarios contra Maine Fish Market en East Windsor, Connecticut por $750,000. En ese caso, los trabajadores alegaron que el restaurante no les dio a sus servidores y bartenders las declaraciones semanales requeridas por la ley de Connecticut. También los obligó a pagar platos y vasos rotos, por cuentas de clientes que se fueron sin pagar, y por sus uniformes. Además, el restaurante tomaba entre diez y quince por ciento de las propinas de sus servidores para pagar los salarios de otros empleados.

 

Otro restaurante de comida rápida demandado por pago de horas extras

fast food fries

Un restaurante de comida rápida Arby’s en Vero Beach, Florida, engañó a sus trabajadores al no pagarles correctamente por horas extras, según una demanda presentada por una ex cajera del restaurante. Los abogados de la empleada alegan que Arby’s le pago a sus empleados por todas las horas trabajadas, incluyendo horas trabadas por más de cuarenta por semana, como si fueran horas regulares, en violación de la Ley de Normas Justas de Trabajo (Fair Labor Standards Act en inglés o “FLSA”).

Los deberes primarios de la trabajadora que comenzó la demanda consistían de servir como cajera, asistir a los clientes con sus órdenes, preparar comida, y limpieza. Ella regularmente trabajaba aproximadamente 55 horas por semana, pero Arby’s no le pagaba a tiempo y medio de su tarifa regular de $9 por hora por todas las horas trabajadas por encima de cuarenta. En cambio, le pagaban un salario de $9 por horas por las horas trabajadas por encima de cuarenta por semana. Los abogados de los trabajadores están tratando de recuperar el dinero que no se le pago a los trabajadores, daños y perjuicios, y los honorarios de abogados.

Restaurantes de comida rápida en todo el país están siendo demandados por robo de salarios por no pagar por horas extras correctamente, ya sea porque les pagan a sus empleados un salario semanal, pagan salario por turnos, o pagan horas trabajadas por encima de cuarenta como si fueran tiempo regular. Por ejemplo, el Departamento de Trabajo de los Estados Unidos (Department of Labor en inglés, o “DOL”) encontró que los restaurantes Subway a través de los Estados Unidos cometieron violaciones de salarios en más de 1,100 investigaciones durante el período entre el 2000 y el 2013. Combinadas, estas investigaciones lograron que los franquiciados de Subway tuvieran que reembolsar a los trabajadores de Subway por más de $3.8 millónes. Según CNN, después de Subway, los siguientes violadores salariales más frecuentes en la industria de comida rápida son McDonald’s y Dunkin ‘Donuts.

Pechman Law Group recientemente ha llegado a acuerdos en varios casos de robo de salarios por no pagar horas extras, uno para un trabajador de 7-Eleven en Long Island por $60,000, otro para dos trabajadores de Oaxaca Taqueria en Manhattan por $82,500, y otro para un trabajador de Dunkin ‘Donuts en Queens por $30,000.  Bajo FLSA, los empleados deben recibir pago de horas extras por horas trabajadas por encima de cuarenta en una semana de trabajo a una tasa de al menos tiempo y medio de su salario regular.

 

Red Robin pagará $900,000 a sus empleados por violaciones de pago

Red Robin Store Front

Los restaurantes Red Robin de Nueva York han aceptado pagar $900,000 a servidores actuales y antiguos para resolver reclamos de violaciones por dividir propinas y por violar la regla “80/20”.

Los restaurantes Red Robin requerían que sus servidores compartieran propinas con trabajadores que ayudan a traer comida de la cocina a las mesas o “expediters”, a pesar de que los expediters tenían poca o ninguna interacción directa con los clientes. Los expeditaders no reciben propinas regularmente. Los restaurantes tomaron un “crédito de propina” para pagar a las camareras, camareros, y bussers el salario mínimo aplicable para los que reciben propinas. Sin embargo, según la Ley de Normas Justas de Trabajo (o “FLSA”, en ingles) y la Ley Laboral de Nueva York (o “NYLL”, en ingles), los empleadores pierden el privilegio de pagar a los trabajadores un salario mínimo especial cuando requieren que comparten propinas con trabajadores que no tienen derecho a propinas, como los expediters u otros trabajadores de la parte posterior de la casa.

Los servidores también pasaron más del veinte por ciento de sus turnos haciendo trabajos secundarios, incluyendo limpieza, preparación de alimentos, rellenando condimentos, y almacenando el contenidor de la barra y las estaciones de alimentos. Bajo la FLSA y la NYLL, a los patrones se les permite tomar el “crédito de propina” y pagar a los camareros, bussers, y camareros menos del salario mínimo federal. Sin embargo, las regulaciones del Departamento de Trabajo de los Estados Unidos establecen que un restaurante no calificará para el “crédito de propina” para los empleados que pasan más del 20% de su tiempo haciendo trabajos que no les permita recibir propinas.

El acuerdo de $900,000 fue aprobado preliminarmente por Gary R. Brown, juez magistrado de la corte federal en Nueva York. El acuerdo incluye a los 16 restaurantes Red Robin ubicados en todo el Estado de Nueva York y cubre a 2,153 servidores que trabajaron en cualquier Red Robin de Nueva York entre el 20 de enero de 2010 hasta el 31 de diciembre de 2016. Habrá una audiencia de imparcialidad en la corta en junio del 2017.

Los fondos establecidos por el acuerdo se distribuirá entre los actuales y antiguos servidores de Red Robin del Estado de Nueva York basados en el número de horas que trabajaron durante el período entre el 20 de enero de 2010 y el 31 de diciembre de 2016. Red Robin tambien aceptó los términos de un acuerdo en un caso similar por robo de salario en Pennsylvania en el 2016 por $ 1.3 millones.